Más allá de los preparativos para ofrecer la mejor Copa del Mundo de la historia – es lo que se han propuesto los rusos – hay una amplia gamas de propuestas para salir, conocer, divertirse y pasarla bien sin necesidad de gastar una fortuna. El viajero debe saber que para vivir en Rusia hace falta mucho menos dinero que para residir en Argentina. La sobre abundancia de recursos naturales, hace que los alimentos como combustibles (por ejemplo, la nafta para un auto de alquiler), o la energía eléctrica que puede encarecer el alquiler de un departamento, no sean tan costosos como en nuestro país.

Las distancias a cubrir en los partidos de la Argentina no serán superiores a los 700 kilómetros desde Moscú, a menos que la Selección termine segunda en su grupo y deba trasladarse a Kazán (790 kilómetros). ¿Un consejo? No se vayan sin degustar una buena cena en el Restaurante Korchma Taras Bulba luego de visitar el Teatro Bolshoi.